nadar embarazada

5 claros beneficios de la natación para embarazadas

Por

La natación es un deporte muy completo que nos ayuda a trabajar casi todos los músculos de nuestro cuerpo y es útil para mejorar nuestro sistema cardiovascular y nuestra salud en general, pero ¿sabías que la natación es el mejor ejercicio para embarazadas?

En este artículo vamos a mencionar algunos de los beneficios que la natación ofrece cuando se está en la dulce espera.

Beneficios de nadar durante el embarazo

Existen diversas formas de ejercitarse y muchas de ellas no son recomendadas para embarazadas debido a la intensidad de estos entrenamientos. No obstante, la natación es considerada un deporte de bajo impacto y es una opción mucho más viable.

La natación puede ayudarte con lo siguiente:

  • Reducir el dolor en músculos y articulaciones: Muchas embarazadas suelen sufrir dolores en las piernas, pies y tobillos debido al peso del bebé. El estar en contacto con el agua ayudará a mejorar la circulación y a relajar los músculos, lo cual puede llevarte a un placentero estado de relajación.

beneficios de la natación para embarazadas

  • Reduce el dolor en el nervio ciático: Este dolor se genera cuando se ejerce presión sobre el nervio ciático y ocurre básicamente porque el bebé ejerce presión sobre las caderas y columna de la madre. El agua nos hace sentir más “livianos” y al flotar en ella, el bebé también se encontrará en ese estado por lo que no habrá una presión directa sobre tu nervio ciático.

  • Reduce las náuseas matutinas: Muchas mujeres comentan que el nadar las ha ayudado a reducir las náuseas matutinas. Algunas de ellas aseguran que nadar o tomar baños con agua tibia la noche anterior, ha tenido un efecto positivo en este aspecto.
  • Ayuda a relajarte: Nadar puede resultar muy relajante y relajarte es una de las recomendaciones número uno durante el embarazo. Como sabés, el estrés y la ansiedad pueden afectar el desarrollo físico y emocional de tu bebé. Así que dedícale unos minutos al día a estar en el agua y a disfrutar de ella.
  • Ayuda a dormir mejor: Diversos estudios aseguran que el hacer actividad física ayuda a dormir mejor y como sabemos, el dormir bien nos ayuda a tener un mejor ánimo y a estar más saludables.

¿Qué debemos tomar en cuenta si nadamos embarazadas?

Nadar estando embarazada no es lo mismo que nadar cuando no lo estás. Hay algunas precauciones extras que hay que tomar en cuenta.

  • Consultá con tu médico: Recordá que antes de iniciar cualquier actividad física es importante que consultes con tu médico, ya que él tienen toda la información sobre tu metabolismo, el estado de tu embarazo, tu condición física, etc.
  • Evitá las aguas muy calientes: Ya sea que uses una pileta de natación pública, privada o decidas sumergirte en el agua de tu bañadera, es importante que sepas que no debes sumergirte en agua hirviendo ya que esto elevará tu temperatura y puede generar graves daños a tu bebé. Usá agua temperada o levemente fría.
  • Ingresá con cuidado en la pileta: Se recomienda ingresar lentamente en la pileta y no de golpe ya que el cambio en la presión podría afectar a tu bebé. Asimismo, no debemos evitar caídas o golpes innecesarios por el piso resbaloso así que lo mejor es tomarlo con cuidado.

Es hora de relajar el cuerpo en la pileta

Hemos compartido algunos beneficios de la natación para mujeres embarazadas, pero existen muchos más. No olvidés consultar con tu médico antes de empezar a nadar, ya que es importante que tengás su aprobación para evitar complicaciones.

También existen diversos ejercicios de natación que se acomodan mejor según la etapa de embarazo en la que te encuentres… pero eso será materia de otro artículo.

Dejar un comentario

Su email no será publicado.

Notas relacionadas