crosffit y natacion

¿Combinar crossfit y natación es perjudicial?

Por

Puede que alguna vez hayamos escuchado que la natación no es un deporte que se pueda combinar con ejercicios de musculación o crossfit ¿Esto es cierto? ¿Qué hay de mito?

En más de una oportunidad en este sitio hemos mencionado los beneficios de la natación y cómo esta disciplina puede combinarse con otros deportes para optimizar el rendimiento físico de nuestro cuerpo. Sin embargo, también hemos dado cuentas de las limitaciones y las precauciones que deben tenerse en cuenta.

Con el crossfit sucede algo muy peculiar, este entrenamiento que ha tomado bastante terreno en los últimos años propone una serie de ejercicios con múltiples posibilidades. Se trata de una disciplina deportiva en el que se practican ejercicios funcionales en sesiones de entrenamiento de alta intensidad y corta duración.

¿Qué sucede cuando se combina con la natación?

Lo que acontece es que la natación también es un deporte que demanda muchísimo rendimiento al cuerpo y quema gran cantidad de calorías.

Entonces, el problema no es combinar la natación con el crossfit, sino la forma en que juntemos estos deportes de manera tal que no terminemos por agotar los músculos por una sobreexigencia.

Combinar crossfit y natación es perjudicial

De hecho, algunos programas de crossfit incluyen ejercicios de natación aeróbicos de forma intercalada, para incrementar diferentes beneficios del deporte, como:

  • Capacidad física
  • Resistencia cardiorrespiratoria
  • Resistencia muscular
  • Flexibilidad
  • Velocidad
  • Coordinación
  • Equilibrio
  • Precisión

Además, los ejercicios de natación intercalados con el crossfit permiten aliviar la intensidad del impacto de las articulaciones que exige esta disciplina moderna, ya que al estar bajo el agua las uniones de los huesos sufren menor impacto y pueden transitar periodos de mejor exigencia sin perder el entrenamiento muscular.

¿Cómo combinar crossfit y natación de forma correcta?

Para empezar, es necesario que cualquier persona que quiera realizar uno u otro ejercicio, y sobre todo ambos a la vez, realice un chequeo médico de rutina que le habilite a la exigencia a la que expondrá su cuerpo.En segundo lugar, es importante que entienda que el deporte requiere constancia y entrenamiento.

Esto quiere decir que no debe sobreexigir al cuerpo sino que el mayor resultado se logrará con el ejercicio periódico a través del tiempo, sumado a cada tramo un poco más de desafío físico para potenciar los resultados.

Combinar crossfit y natación es perjudicial

Dicho esto, se proponen dos sesiones para ejercitar de forma completa el cuerpo intercalando intervalos de natación y crossfit:

  • Organizado por tiempo:

Este programa propone una ronda de ejercicios sin descanso cronometrados en los que se deben realizar 10 veces el siguiente circuito:

Se trata de una sesión en la que se debe realizar el mayor número de repeticiones posibles en un tiempo determinado, por ejemplo en 20”, tantas rondas como sea posible de:

    • 50 metros de natación libre
    • 25 burpees
    • 25 sentadillas
    • 25 abdominales

Un problema del crossfit, es que muchos -principalmente aquellos que recién comienzan a practicarlos, suelen enfocarse en el tiempo y pierden la atención en la técnica del deporte.

En este sentido, jamás sería recomendado realizar crossfit con natación para alguien que no domina la técnica del nado ya que podría causar lesiones indeseadas en el cuerpo en la primera sesión.

Es importante que en este proceso, el tiempo no haga que se ejecuten mal los ejercicios. El tiempo, debe considerarse como una métrica para evaluar la evolución que estamos teniendo con nuestro entrenamiento y un horizonte para mejorar la intensidad. Se trata de disfrutar el ejercicio para que este no resulte perjudicial.

Dejar un comentario

Su email no será publicado.

Notas relacionadas