nadar bien

Las claves para nadar bien y competir

Por

Nuestra mente es un instrumento de la estructura humana, pero a menudo no la consideramos, o no valoramos sus grandes capacidades de poder hacer, simplemente porque las damos por hechas. 

El nadador o el atleta, debe fijar y/o buscar los estímulos, imaginar, soñar, visualizar y  proyectarse un objetivo en su propia mente. Luego planificar con su entrenador o coach. Y desde ahí, iniciar el objetivo que buscamos, lógicamente con paciencia dedicación, templanza, tiempo y esfuerzo, para que se convierta verdaderamente en una realidad.

En un comienzo y desde siempre  debemos saber cuáles van a ser las primeras metas, cuál va a ser el esfuerzo y de la consecuencia, sabiendo que es la decisión importante. Y nos debemos preguntar, si los nadadores que logran éxito tienden a seguir triunfando, como también, el nadador que fracasa sigue fracasando.

La diferencia está en el establecimiento adecuado y lógico de tus metas.

El fracaso de un nadador no se debe al hecho de que no alcance sus metas, sino a que no ha sabido establecerlas o no ha sabido adherirse a las mismas hasta lograrlas.

El nadador con metas predeterminadas tiene éxito porque sabe hacia dónde va. Los que tienen objetivos definidos triunfan y los que no los tienen pueden fracasar. El nadador que piensa en un objetivo específico, concreto,  va a alcanzarlo.

Análogamente, un nadador que no tiene objetivos, que no sabe a dónde va, y cuya mente está llena de confusión, miedos, temores y preocupación, fracasará.  Si no piensa en nada especifico y no tiene objetivos claramente definidos, nada logrará.

A pesar de que nuestra mente es un instrumento de la estructura humana, a menudo no consideramos o no valoramos sus capacidades de poder hacer, simplemente porque las damos por hechas. Los científicos nos dicen que la mayoría de los seres humanos sólo usan el 10% de su capacidad mental.

Esta es la clave del éxito y la explicación del fracaso. Es decir, el nadador que aspira al triunfo debe simplemente establecer un objetivo en su mente, siendo la decisión más importante que pueda tomar.

Siempre fijar o visualizar un objetivo en la mente, entrenar para lograrlo, con el propósito de que el objetivo se convierta en realidad. Y también pensar, si vamos a tomar el compromiso y si estamos preparados para este desafío.

Todo esto debe ser encarado con un equipo de trabajo, especialmente con el entrenador, consensuar y saber quiénes están detrás del esfuerzo del propio nadador, como la familia, amigos, el club o institución, el equipo médico, especialistas en el área deportiva, y también si cuenta con el apoyo del Municipio, el Estado, y/o colaboradores o sponsors.

Alejandro M. Lecot 

Nadador Olímpico 1980 & 1984 – Entrenador Nacional de Natación & Deportivo.

Dejar un comentario

Su email no será publicado.

Notas relacionadas